Injerto De Cejas

Injerto de Cejas

La caída de las cejas se puede producir por diversas causas como: traumatismos (heridas, quemaduras, etc.), radiación, depilación excesiva, factores genéticos, tatuajes, medicamentos y enfermedades como la alopecia frontal fibrosante, entre otras.

El objetivo del implante de cejas es recuperar la densidad perdida, asegurando la total naturalidad, restaurando el marco de la mirada y armonizando, junto al resto de las estructuras de la cara, el óvalo facial. 

¿Cómo se realiza un implante de cejas?

Primero se realiza el diseño de las cejas. Este es un paso muy importante del procedimiento, ya que va a determinar la forma de las cejas una vez obtenido el resultado definitivo.

Posteriormente, previa anestesia local en la zona posterior de la cabeza, se extraen los folículos necesarios (entre 400 y 800), mediante la técnica FUE  y posteriormente son injertados uno a uno, siguiendo el ángulo y la dirección de crecimiento natural, según el diseño previamente establecido. Se utilizan unidades foliculares de 1 y 2 pelos para conseguir mimetizar al máximo las características de la ceja.

El procedimiento es indoloro ya que se utiliza anestesia local tanto para la extracción como para la colocación de los injertos capilares. En la zona de extracción no quedan cicatrices visibles y la recuperación es bastante rápida.

El pelo injertado suele caer durante las primeras semanas y comenzará a crecer nuevamente entre el 4to y 5to mes posterior a la intervención, aumentando su densidad progresivamente. 

El resultado del implante de cejas es permanente y tiene un alto grado de satisfacción.

Detalles

Resultados

Reserva tu cita gratuita y recupera tu look

Abrir chat